ARTICULO: La Equivocada Renuncia del Intensivista

Por: Rubén Moreta
Los actos irresponsables me molestan. Personalmente no conozco al doctor Juan Romero Mella.  Sé que es médico intensivista y me aseguraron que muy bueno.  Reconozco su derecho individual, pero su decisión de renunciar del remendado Hospital Regional Alejandro Cabral en pleno desarrollo de la epidemia de covid 19, es una acción indigna, irresponsable, bravucona, inhumana, indolente y peor, divorciada de la ética profesional.
Los médicos tienen que estar en la primera línea de batalla en esta guerra que amenaza la salud humana.  Por más nombradía que tenga el eminente doctor Romero Mella se equivocó. Le falta a la sociedad sanjuanera.
Este facultativo viola e incumple el juramento de Hipócrates que establece:"En el momento de ser admitido entre los miembros de la profesión médica, me comprometo solemnemente a consagrar mi vida al servicio de la humanidad…Desempeñaré mi arte con conciencia y dignidad. La salud y la vida de mi enfermo será la primera de mis preocupaciones…”
Usted, distinguido galeno, ha actuado con una olímpica irresponsabilidad al huir del principal hospital público y dejar en una situación de indefensión a la sociedad sanjuanera.
El remilgo de este médico es equivalente al soldado que, en plena faena de guerra en defensa de la patria, huye y abandona el frente de batalla. 
En fin, la deserción del doctor Romero Mella es un deslucido e inaceptable proceder profesional.
¡Ahora si es verdad, que Dios o Papá Liborio nos agarre confesados a los sanjuaneros en esta pandemia: sin infectólogos, con una sola epidemióloga y ahora sin intensivista ¡
El autor es un ciudadano indignado y Periodista.  

Related

Opinión 3621569556499559704

Publicar un comentarioDefault Comments

emo-but-icon

Seguidores

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Traductor de google

Siguenos en Twitter

Síguenos en Facebook

PUBLICIDAD

Páginas vistas en total

LAS MAS LEIDAS

item