Gigantes del Cibao a ley de un juego para pasar a la final, vencen 3-2 a las Estrellas Orientales.

José Sirí, centro, celebra luego de finalizar el partido donde los Gigantes colocaron la semifinal 3-0. 

POR: NATHANAEL PEREZ NERO

SAN FRANCISCO DE MACORIS, R.D.- Hace dos años que José Sirí, uniformado de verde como refuerzo desde el sorteo de reingreso, fue un azote contra el pitcheo de los Toros y jugó un papel tan protagónico que fue escogido Jugador Más Valioso de la final donde las Estrellas terminaron con medio siglo de espera para levantar una corona. El monteplantense bateó .591 (22-13) con tres dobles, un jonrón, cinco robos, siete remolcadas y cinco anotadas.

Esta vez, Sirí ha tomado el garrote con la franela de su equipo original y las consecuencias la están pagando las Estrellas.

Este lunes, Sirí disparó cuadrangular cuando sus Gigantes perdían 2-1 en el octavo y luego en el décimo despachó el sencillo productor que dejó tendido en el terreno a los petromacorisanos con la victoria 3-2 en el Julián Javier.

Así las cosas, los potros colocaron la serie semifinal 3-0 y pueden liquidarla el próximo miércoles cuando se reanude, en el parque Tetelo Vargas de la Serie 23.

Sirí batea en la serie para .429, lleva tres jonrones y cuatro carreras remolcadas en los primeros tres encuentros.

Fue otro partido más donde el pitcheo impuso la ley, de ambos lados. Los duartianos abrieron con César Valdez, quien trabajó cinco entradas de solo cuatro hits, un boleto y tres ponches. Los verdes dependieron del también liceísta Ervin Santana, que laboró cinco episodios de cuatro imparables, una vuelta, dos boletos y seis ponches.

Los bates cacaotaleros soltaron solo seis incogibles contra 11 de los cañeros, que fueron menos oportunos al irse de 4-1 con hombres en posición de anotar y dejar nueve corredores en las bases.

Los francomacorisanos dominan 3-0 a pesar de solo haber anotado siete vueltas en esos encuentros. Pero los verdes apenas han pisado el home en cuatro ocasiones.

Este lunes, Sirí se fue de 5-3, con dos producidas. Por los derrotados, Robinson Canó despachó un cuadrangular que remolcó las dos vueltas y Sócrates Brito ligó tres incogibles en cinco oportunidades. Fernando Tatis se fue de 5-1.

El triunfo fue para Domingo Tapia y el revés para Matt Pobereyko.

Así anotaron

Los dueños de casa abrieron la pizarra en la segunda entrada con cuadrangular solitario, con un out, de Oneil Cruz, por el jardín izquierdo. Parecía que la entrada sería más productiva, ya que Carlos Paulino pegó doblete, Abiatal Avelino se dejó ponchar sin tirarle y José Sirí bateó sencillo por segunda. Pero Ronald Guzmán falló con rola por la intermedia para cerrar la entrada.

No fue sino hasta el octavo episodio que los petromacorisanos pisaron la goma. Allí, ante Wily Peralta, Gustavo Núñez abrió la entrada negociando boleto, Jeremy Peña entregó el primero con elevado al prado derecho y Fernando Tatis Jr., el segundo con globo también a las manos de Moisés Sierra en el right. Entonces el dirigente Luis Urueta le trajo a lanzar a Derrick Loop a Robinson Canó y el bigleaguer lo recibió con cuadrangular por el derecho que colocó el choque 2-1.

Pero faltaba más. Al cierre del octavo, Avelino falló con rodado por la intermedia y el siguiente bateador, José Sirí, despachó enorme cuadrangular por el prado central que igualó las acciones a dos.

En el décimo, Avelino fue transferido por Pobereyko abriendo la entrada, se robó la intermedia en una jugada cantada safe y que requirió la revisión para ser ratificada. Luego Sirí bateó un rodado al derecho que Gabriel Guerrero recogió y tiró al home, pero el corredor anotó para terminar el encuentro.

Related

Deportes 6903969888864638329

Publicar un comentarioDefault Comments

emo-but-icon


PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Traductor de google

Siguenos en Twitter

Síguenos en Facebook

PUBLICIDAD

Páginas vistas en total

LAS MAS LEIDAS

item